jueves, 5 de junio de 2014

Kit indispensable para sobrevivir al fin de curso

Estamos ya inmersos en ese maratón que se debería llamar, ahora que está tan de moda el mundo running, las 40 millas del Fin del Cole. Para sobrevivir a esta prueba no hay entrenamiento que valga - aunque sin duda los curtidos en alta montaña lo tendrán más fácil-  pero sí que hay un kit indispensable que puede ayudar a hacerlo algo, solo algo, más llevadero:
- Zapato cómodo, plano, que permita lo mismo subir a un escenario que correr tras un niño hiperexcitado en pleno centro de Madrid.
- Ropa holgada, traspirable, en colores sufridos que esconda las manchas, de refrescos, pinturas, así como la transpiración. Se recomiendan pantalones antes que faldas, por si hubiera que subir a un escenario a bailar danzas africanas o sentarse en el suelo a tocar un tambor, que ya se sabe que últimamente se estila mucho el involucrar a los padres en las festividades de fin de curso.
- Bolsa grande y estilosa, del estilo de las de playa o de ir al gimnasio, para llevar refrescos, tortilla de patatas, bolsas de gusanitos, y demás aportaciones a las variadas festividades a las que se irá asistiendo para dar por terminado el curso escolar. En esta época el día que salgo de casa sin una botella de refresco y una bolsa de patatas, de verdad que siento que me falta algo.
- Agenda física o digital para anotar y tener bien presentes los distintos eventos a los que se debe asistir. Nada más terrible que olvidar una de estas fiestas. El trauma para la criatura podría ser de por vida, dicen los expertos, y no se descarta que en un futuro pudiera emprender acciones legales contra sus progenitores.
- Cámara de fotos y/o video. De esta manera los progenitores, en caso de ser, podrán turnarse para ir a uno u otro acto y luego disfrutar viendo en casa la actuación.

Mucho ánimo, que ya no nos queda para terminar el curso. Y empezará nuestro siguiente reto: sobrevivir a las vacaciones de nuestros hijos, pero no adelantemos acontecimientos.

2 comentarios:

  1. La agenda, sobretodo la agenda, aunque en mi caso ya se encargan ellos de repetírmelo unas 10 veces al día cada uno (10x3=30), es como un mantra ya.

    ResponderEliminar
  2. Pilas de sobra para la camara, a ver si te vas quedar sin grabar el momento estelar

    ResponderEliminar

Compártelo