martes, 7 de enero de 2014

Vuelta a la rutina

Hoy probablemente sea el día más feliz para los enanos, encerrados en casa sin cole con todos los nuevos juguetes. Hoy es el día mejor de mi vida, me ha dicho entusiasmado mi hijo mediano. Para los mayores, un poco menos, que nos ha tocado volver a la rutina y a la vida normal a toda velocidad. Hemos tenido que recoger el belén casi al mismo tiempo que los envoltorios de los regalos, siempre se me hace un poco brusca esa transición, pero claro, es lo que tiene que el día de Reyes sea la traca final de las Navidades en muchas casas, como la mía. Pero siempre nos queda el recuerdo de la magia de estos días, de la emoción de los enanos, de los nervios de pequeños, pero también de los mayores, porque aquí donde me tenéis he pasado tres días atacadita recorriendo todas las jugueterías de mi ciudad dándole vueltas a los regalos, que casi me ha quitado el sueño el pensar en qué iba a recibir cada niño, si sería adecuado para su edad, si le gustaría... Y sí, mis desvelos han tenido su recompensa porque ayer estaban los tres emocionados. Y qué queréis que os diga, que voy a tratar, y esta va a ser mi único propósito para este nuevo año, de no quitarme del todo la corona de Reina Maga, a ver si logro mantener la ilusión por hacer las cosas más bonitas para todos y disfrutar cada instante al máximo. FEliz 2014 a todos!

1 comentario:

Compártelo