martes, 14 de enero de 2014

La madre imperfecta y el dentista

La madre imperfecta odia ir al dentista. Cada vez que le toca ir se pasa noches sin dormir tratando de autoconvencerse de que no puede ser peor que un parto, de que si fue capaz de dar a luz, y no una sino tres veces, será capaz de sobrevivir a un empaste e incluso a una endodoncia. Como se le ha roto una muela, y ve las estrellas, no le queda más remedio que pedir cita de urgencia. La madre imperfecta no logra colocar a los niños y tiene que llevárselos a la consulta del dentista. Por el camino las fieras, con esa intuición que no se les escapa  una, se dan cuenta de que ocurre algo. '¿Qué te pasa?' '¿Estás enfadada?' '¿Por qué tienes esa cara?', le van preguntando durante todo el camino, a lo que la madre imperfecta responde, a duras penas, con monosílabos. Ya en el ascensor por fin estalla y confiesa: 'Que me dejéis tranquila, que no me pasa nada, solo que no me gusta ir al dentista'. Y ahí la cara de los tres cachorros se ilumina, se dan cuenta de que están ante una oportunidad única de vengarse de la persona que les trajo al mundo. Y la madre imperfecta, como si no tuviera suficiente, tuvo que aguantar que sus polluelos le repitieran el discurso que ella tantas veces les ha echado:' Ahhhh, pues es muy importante ir al dentista', dice el mediano. 'Tienes que cuidarte la dentadura', apunta el mayor.

4 comentarios:

  1. Las madres deben dar ejemplo y no deben admitir en ningún momento que les da miedo ir al dentista, ya que están dando más motivos a sus hijos para no querer ir a las cosas necesarias de salud que les diga su madre

    ResponderEliminar
  2. No sabes cómo te entiendo...
    Sr dentista, si todos los dentistas fueran buenos profesionales y mejores personas, seguro que nadie iba con miedo al dentista.

    ResponderEliminar
  3. jajaja, me encanta cómo los niños nos lo notan todo en la cara antes de que podamos incluso pensarlo... es alucinante... qué perceptivos que son con su mami...

    ResponderEliminar
  4. No puedo creer que todavia no se inventan máquinas que usan los dentistas que no tengan ese ruido infernal !!

    ResponderEliminar

Compártelo