viernes, 27 de diciembre de 2013

Balance del 2013. Grandes hitos de los cachorros

Se nos hacen grandes los cachorros, y el tiempo parece pasar a otra velocidad desde que los tienes, ¿por qué ahora vuela? físicos del mundo, por favor, denme una explicación lógica a esto. Que hace nada eran unos bebés y ahora ya son personitas independientes con criterio propio. Y a mí esto se me ha pasado en un soplo.
Y yo, como supongo que haréis vosotros, sigo midiendo mi tiempo por ellos; ellos marcan los hitos de mi vida, el año que nació cada uno, el que empezó a andar uno, otro, y otra, la primera carrera en bici sin ruedines, el día que empezaron a leer.... Y ahora llega momento de hacer balance de lo que ha sido el año. Estos serían nuestros hitos del 2013:
- El mayor empezó a ir solo al colegio con 10 años y medio. Son solo cinco minutos andando por una calle muy tranquila, pero yo, que hasta ese momento me las había dado de madre muy abierta y poco controladora,  lo había dejando dejando y dejando y dejando, con mil y una excusas absurdas, hasta que por fin ya no hubo más remedio y se fue él solito. Y a partir de ahí ya todos los días. Y todavía hoy miro por la ventana a ver si viene. Y, yo que me las daba de tan moderna y decía que no iba a hacer lo mismo que hacían nuestros padres, le he repetido varias veces que no se monte en el coche de nadie desconocido, ni conocido. Y que no hable con nadie por la calle. Ni acepte chuches de un extraño. Y el pobre, cada vez que se lo repito, me mira con cara de mi madre se está volviendo loca.
- El mediano se quedó por primera vez a dormir en casa de un amigo. Y se envalentonó tanto que hasta se atrevió a hacerlo sin su oso de peluche. Que yo estaba en alerta por si hacía falta llevárselo de una carrera para calmarle. Pero no hizo falta.
- La pequeña se lanzó a nadar. Ocurrió en la piscina de un hotel este verano. Se lanzó a bucear y cuando vio que flotaba sacó la cabeza con una cara de ilusión que habría querido grabar para no olvidarla nunca. Y ella se creyó que era algo que solo iba a ser capaz de hacer en aquella piscina, pensaría que ese agua tenía propiedades mágicas. Y cuando regresamos a casa y vio que en nuestra piscina también nadaba, se puso como loca de contento y ese día os aseguro que se hizo una niña mayor.

Y por grandes que sean estos hitos, que lo son, y para cada uno ha supuesto un momento muy importante de su vida y de su crecimiento y evolución como personitas, para mí el gran hito del 2013 ha sido otro: cuando en un viaje en avión (labor ardua donde las haya) se quitaron los tres solitos sus botas y sus abrigos, los pusieron en su bandejita, los pasaron por el scanner, atravesaron el arco de rayos x, recogieron su bandeja y se pusieron ellos solitos las botas y los abrigos. Os aseguro, y creedme, no es una de mis hipérboles habituales, que me puse a llorar de la emoción.
Esperemos que el 2014 nos traiga también muchos momentos maravillosos. Feliz Año Nuevo a todos!

jueves, 26 de diciembre de 2013

Sugerencias de libros para los Reyes Magos

Ahora que estamos todos los padres inmersos en nuestro rol de reyes magos, sonsacando deseos y traduciendo cartas escritas con manos temblorosas, os recomiendo algunos libros para que en los zapatos no falte alguno. Porque como dicen los fundadores de la deliciosa editorial Hotel Papel "un libro te puede ayudar a alcanzar la caja de las galletas cuando mides un metro o la luna cuando eres mayor". Regalad libros, por lo que más queráis. 

Miss Valida, la historia de una niña que coleccionaba palabras. Bilingüe en inglés y español. De Hotel Papel





Versos del mar, poemas llegados desde el fondo de los océanos. De SM. 


Dinosaurios. Todo sobre estos bicharracos que siguen fascinando a los niños. Con imágenes en movimiento. De Oniro. 

El gran libro de los regalos mágicos. Porque los mejores regalos no se pueden comprar ni envolver. Este es el libro que más veces he regalado y aconsejado. Una joya. De SM.


lunes, 23 de diciembre de 2013

Papa Noel nos ha puesto deberes a todos

La carta, dirigida a toda la familia, llegó con un sello precioso, que no dejaba lugar a dudas de su procedencia: Suomi-Finland. Y el remite lo ponía bien claro: Papa Noel, Rovaniemi. Mi hijo mediano abrió el sobre con las manos temblorosas, extrajo los dos folios y se puso a leerlo en voz alta para que su hermana pequeña lo escuchara. El mismísimo Papa Noel, que parecía conocernos bien porque sabía de los escándalos en el coche, nos escribía desde Finlandia para pedirnos ayuda: necesitaba que el día antes de Navidad pusiéramos agua y hojitas frescas en la terraza para que sus renos repostaran. "Cada año le pido ayuda a unos niños y este año os ha tocado a vosotros", leyó mi hijo, casi colapsado por la emoción.
Desde hace dos semanas me pregunta a diario que si ya es el día antes de Navidad. Y como nos vamos a casa de los abuelos hoy vamos a cumplir con la tarea. Mi hijo está ya eligiendo el recipiente para poner el agua y ha dejado sin hojas las plantas de la terraza. Y eso sí, me recuerda también cada dos por tres que Papa Noel dice que las mamás tenemos que hacer mucho caso a los hijos, que cuando tardo media fracción de segundo en contestar a sus llamadas ya me está diciendo, que dice Papa Noel que tienes que responderme enseguida!!!!

P.S. La carta es uno de esos regalos que te trae de vez en cuando la blogosfera. Gracias finlandianoestátanlejos! Si queréis conocer cómo es la vida en aquel país no dejéis de visitar su blog.


sábado, 21 de diciembre de 2013

Unas líneas fuera de contexto sobre la ley del aborto

Tengo tres hijos. Creo que no sería capaz de abortar. Espero no tener que verme nunca en esa tesitura porque no sé qué haría. Dicho esto, creo que la mujer tiene el derecho a decidir cómo y cuándo quiere ser madre. La nueva ley del aborto me parece un retroceso terrible y enormemente preocupante. Que sean necesarios dos informes de expertos y un periodo de reflexión de siete días supone considerar a la mujer menor de edad, incapaz de decidir sobre sus actos. 
P.S. Y quizás esta opinión os parezca fuera de contexto en este blog que se anuncia como humorístico e irreverente, pero no podía callarme. 

viernes, 20 de diciembre de 2013

Consejos mínimos e infalibles para unas grandes Fiestas

Cantad villancicos, daros abrazos, enrollaros en espumillón, cantad más villancicos, para adelante y para atrás, mezclando las letras, volved a daros un abrazo, esta vez con los ojos cerrados. Vestiros de fiesta, como si fuerais de boda,  y luego poneros de nuevo el pijama, jugad al escondite por la casa cantando Campana sobre Campana, haceos cada uno con una pandereta o con una zambomba y ponedlas a prueba, comprobad el ruido que pueden hacer sonando todas a la vez, recortad estrellitas de cartón y tiradlas por toda la casa. Haced carreras de comer polvorones sin beber agua. Cantad a grito pelado la Marimorena, villancico gamberro donde los haya. Poned música rock y bailad, con los niños en brazos, con los abuelos, o solos cerrando los ojos y dando vueltas hasta marearse. Apagad las luces y encended velas para que su luz nos guíe y nos haga ver solo lo importante.
Y sed muy muy felices, que está en vuestra mano. FELICES FIESTAS


P.S. La artista invitada este año para felicitarnos la Navidad es mi hija pequeña. Y sí, lo habéis adivinado ese bellezón de melena rizada soy yo. 

P.SS. Cristina Sánchez López es la afortunada que irá a ver Peppa Pig. Enhorabuena y que lo disfrutéis!

martes, 17 de diciembre de 2013

Disquisiciones sobre los Reyes Magos

Llevamos varios días dándole vueltas a la carta a los Reyes Magos, solo los dos pequeños naturalmente, porque como os imaginaréis el mayor, con 11 años, ya tiene otras vías de comunicación con sus Majestades de Oriente. El mediano lleva días nerviosito perdido, escribiendo una detrás de otra, porque se le olvida algo, o cambia de idea, o le parece que ha quedado mal escrita y entonces la reescribe para dar buena irmpresión, después de preguntarme con un hilo de voz si todavía está a tiempo o si ya es tarde... Este año, supongo que en un intento de compensar por lo mal que se ha portado últimamente, que él es plenamente consciente, se ha ofrecido incluso a escribirle él, de su puño y letra, la carta a su hermana pequeña. Así que ya tenemos las cartas listas para ser enviadas. El mediano ha pedido todo tipo de horrores, monstruos varios cuyo nombre soy incapaz de recordar. Con sus correspondientes castillos, madrigueras o hasta incineradoras (sí, una incineradora ha pedido, creo que es la primera vez en mi vida que escribo esta palabra y él ya la maneja con soltura!). Que cuestan una verdadera barbaridad. Como costaron una barbaridad las que pidió el año pasado y que no han salido de la caja, porque mis hijos no juegan con juguetes, se montan sus batallas, sus escondrijos con almohadas, mantas, cajas viejas, gorros o bufandas. Y así se lo pasan divinamente, mientras los juguetes languidecen en sus cajas. ¿Y qué hago este años? ¿Vuelvo a comprar juguetes que acabarán en el fondo del armario? De verdad que no sé cómo manejarlo. ¿Qué hacéis vosotros?


sábado, 14 de diciembre de 2013

Poseidos por el espíritu navideño

Ayer antes de acostarnos dejamos ya montado el Belén, nos falta musgo y necesitamos un castillo de Herodes, pero quitando esos pequeños detalles sin importancia da el pego con bastante dignidad. Esta mañana me ha despertado el mediano a las siete y media de la mañana perpetrando la Marimorena, había encontrado un libro de villancicos y estaba empeñado en no dejarse ni una estrofa por cantar. La niña se ha unido enseguida encantada de tanto alborozo al alba, como quien dice. Al poco rato me he dado cuenta de que sería más indoloro ponerles el CD, y, mientras yo me tomaba una cafetera de café, nos lo hemos escuchado enterito, del Adeste Fideles al Campana sobre Campana.
Y después de este acostarse y este despertar, la única cosa que se podía hacer en esta mañana de sábado para dar continuidad a estos prolegomenos navideños son galletas de Navidad. En forma de estrella, corazón, arbolito, angelito y corazón. Ya están en el horno. En cuanto estén  hechas me voy a comprar polvorones y mazapanes, que es lo que nos falta.


viernes, 13 de diciembre de 2013

¿Quieres ir a ver el show de Peppa Pig?

Tras triunfar por medio mundo llega a España por primera vez el espectáculo infantil Peppa Pig, la búsqueda del tesoro, un divertidísimo show de marionetas que recrea las aventuras de estos personajes que han enamorado a nuestros hijos. En  Madrid estará del 21 al 29 en el Palacio de Congresos, y en el 2014 irá a otras ciudades españolas.

Vamos a sortear nada menos que cuatro entradas para la función del 25 de diciembre a las 20 horas, ¿qué mejor regalo de Navidad?
Podéis participar rellenando este formulario completo. Tenéis de plazo hasta el miércoles 18 de diciembre a las 24 horas.

martes, 10 de diciembre de 2013

Rituales navideños de obligado cumplimiento

No tenemos ni montado todavía el belén y no hemos sacado aún la bolsa de espumillones y demás adornos de temporada. Y sin embargo, ayer, tarde de lunes, absurdamente decidimos echarnos a las calles de la gran ciudad para cumplir de una vez por todas con los rituales navideños más típicos y evitar así las multitudes que habrá más adelante.
-Comenzamos la tournée lúdico-navideña contemplando la iluminación del árbol de Navidad de la Puerta del Sol (que alguien me explique, por favor, si lo ha montado Loterías del Estado porque me parecía un gigantesco anuncio de la lotería, cosa que no resultaría nada extraña en esta época del sebuscapatrocinadorhastadebajodelaspiedras).
- Continuamos, acudiendo a esa liturgia nostálgico-consumista que es el Cortylandia de Preciados. Será muy hortera, que lo es, y poco espectacular (este año son unos osos cantores, mi hermana decía que antes era más bonito, yo lo que creo es que hemos perdido la inocencia) pero qué queréis que os diga, que ya somos varias las generaciones de españoles que hemos crecido acudiendo una vez en Navidades a  pasmarnos ahí debajo con la boca abierta engullidos por la multitud. A los niños les emocionó pero os aseguro que aún más a los padres y madres, que cuando empezaron a moverse las figuras, a las 18,30 en punto, solo se oían voces de madres histéricas -entre las que a mucha honra me incluyo, porque una, si se se entrega a algo, se entrega-: !Mira, mira cómo se mueven las campanitaaaaaaas!
- Seguimos viendo las luces de la calle Arenal y la calle Mayor, muy bonitas y multicolores, tipo objeto volante no identificado, ideales para unas Navidades marcianas. Los niños no entendieron mucho que fueran luces de Navidad, pero les gustaron igualmente.
- Y de ahí nos fuimos a la Plaza Mayor. Al ser lunes no había mucha gente y pudimos curiosear tranquilamente en todos los puestos, y elegir cada uno una figurita nueva para el belén con todo el tiempo del mundo, y cuando digo todo el tiempo del mundo quiero decir que pasaron un buen rato dudando entre los diferentes animales que había antes de decantarse por una gallina y unos caballos.
- Con el animal escogido en el bolso, fuimos a subirnos al tiovivo. Que en mi casa es tradición montar en tiovivo en Navidades. Servidora se quedó a pie de instalación porque la última vez que monté me cogí un mareo como si hubiera subido a un simulador de la NASA.
- Y con los niños agotados y satisfechos con tanta emoción dimos por concluido la tarde merendando un opíparo chocolate con churros. Antes de montar en el metro, nos entrevistó además una amable reportera de RNE, que preguntó a los niños por su carta de los Reyes y les hizo cantar un villancico, así que debo decir que la tarde nos salió redonda.


Compártelo