martes, 30 de octubre de 2012

Una madre mejorada

La foto de mi DNI me la hice una semana después de dar a luz a mi primer hijo. No podía ni sentarme de la episotomía, tenía los pechos tan hinchados que me costaba respirar, y me dolía prácticamente cada centímetro del cuerpo. Pero como me urgía renovar el carnet, me tuve que hacer la foto en esas condiciones. Parece que acabo de bajarme de una patera después de varios días perdida en el Atlántico sin comer ni beber, no os digo más. Doy tanta pena que dan ganas de darme una limosna, invitarme a comer o adoptarme. Y con ese DNI tan lamentable he tenido que tirar durante estos diez años, cada vez que lo saco y veo la foto se me encoge el corazón de recordarlo. Ahora por fin, diez años y dos hijos más después, me ha tocado renovarlo. No os digo la ilusión con la que me fui a hacer las fotos. Estrené vestido, pendientes, fui a la peluquería y me pinté como si fuera de boda. De esa guisa fui tan contenta al fotógrafo, dispuesta a abrir una nueva etapa de mi vida con una imagen oficial menos doliente y más festiva. Muy sonriente y satisfecha, como una mujer en la plenitud de su vida, que dirían las revistas más cursis, posé para el fotógrafo. Y cual sería mi sorpresa cuando me preguntó si quería las fotos normales o 'mejoradas', que costaban cuatro euros más. Os aseguro que al principio no entendí a qué se refería, hasta que miré lo que estaba haciendo en la pantalla y vi que había trabajado la foto con photoshop y vi que me había 'planchado' la cara, eliminado las ojeras, y borrado alguno de mis rizos discordantes y asimétricos. Me quedé lívida, y confieso que por un momento dudé de qué versión quería (los diez años pasados con un dni lamentable pesaron sobre mí), pero en un arranque de dignidad, le dije con voz ofendida, la natural. Y ganas me dieron de decirle que se fuera a mejorar a su señora madre.

5 comentarios:

  1. qué bueno! a mí me pasó idéntico hace tres años y también me quedé alucinada de que eso pudiera hacerse pero sobretodo de que consideraran que YO necesitaba ser mejorada, pero me tragué mi dignidad porque efectivamente salía hecha unos zorros!!!

    ResponderEliminar
  2. Pero vamos a ver...q levante la mano la que haya salido bien, bien de verdad, en alguna foto del carnet, sin contar los carnets de cuando eres niño...q quien más quien menos es fotogénico.
    De jovencita, o estás llena de granos, o te maquillas como una puerta...o tu estilo es raro, por llamarlo de alguna manera, q cuando aparece una foto de aquellas piensas como tu madre te dejaba salir a la calle con esos pelos.
    Y de menos jovencita, pues eso, te dicen, si te "planchan la cara", ja, ja, ja.

    ResponderEliminar
  3. A mí me pasó algo peor: sin preguntar me "mejoraron" a mi bebé de un mes! Y está horroroso en su pasaporte el pobre! Qué manía, de verdad! Tenemos la edad que tenemos y los niños nacen arrugados, pero igualmente preciosos para sus padres! Viva la dignidad, seguro que estás guapísima.

    ResponderEliminar
  4. ¡Bien hecho! La dignidad no tiene precio. Ni aún de regalo aceptaría ese photoshop.

    Besotes!

    ResponderEliminar
  5. Hola Isabel,
    Yo creo que se lo tenías que haber dicho. Estoy con Manuela, todo el mundo sale mal en las fotos de carnet, no se trata de que utilicen el photoshop sino de que sean profesionales, de que enfoquen el ángulo correcto y de que iluminen bien.
    Un saludo

    ResponderEliminar

Compártelo