miércoles, 4 de marzo de 2009

El café del Dr. Estivill

Alguien que firma como Tripadre, que deduzco que será padre por triplicado, me manda este comentario descacharrante sobre la entrada ¡Duermete, niño! (publicada en noviembre. Ver Archivo). Lo reproduzco íntegro porque es fantástico. Perdón de nuevo, Dr. Estivill.

El Dr. Estivill es un ser peligroso, enemigo público nº 1 lo llamaría yo, responsable que que nosécuántos cientos de padres torturen a sus hijos asomándose a su habitación diciendo "no te preocupes, ahí tienes tu almohada y tu entorno seguro, dice el Dr. Estivill que te duermas"; y eso cronómetro en mano. Si yo fuera camarero del bar donde el Dr. Estivill se toma el café por las mañanas pasaría esto: -
Buenos días
- Por la mañana
- ¿Me pone un café con leche?
- Miiiira, bonito, un café con leche no es lo que necesitas a estas horas. Anda, yo estoy aquí contigo al otro lado de la barra ¿no te basta?
- ¡Que si me pone un café con leche!
- Que siii, bonito, relájate, tienes aquí tu entorno conocido, el bar de todas las mañanas, y yo estoy aquí, donde siempre, al otro lado de la barra, tú relájate, pero un café con leche, no.
- ¡Que me ponga un café con leche, leches!
- Mira: voy a marcharme ahora a atender a esos señores, y voy a volver dentro de un ratito a ver si ya se te ha pasado lo del café con leche ¿vale, bonito?
- ¡QUIERO UN CAFÉ CON LECHE AHORA!
(Pasan 2 minutos)
- Ya estoy aquiiiii. A ver, que quieres un café con leche, pero ya te he dicho, bonito, que te puedes pasar la mañana sin café, que no pasa nada, que estamos todos aquí contigo, te queremos, te apoyamos.
- ¡UN CAFÉ CON LECHE! ¡UN CAFÉ CON LECHE! ¡UN CAFÉ CON LECHE!
(Pasan 3 minutos)
- Hala, vayan recogiendo que vamos a cerrar el bar.

10 comentarios:

  1. Leí el libro de este señor y no me gustó nada; ni siquiera el tonillo en que está escrito. Pero reconozco que a veces, en momentos de debilidad, me lo planteo...Como esta semana, que el peque está pasando malas noches y nosotros con él, y hoy jueves ya no puedo con mi cuerpo serrano y cuando le dejo en la cuna después de comer me gustaría meterme allí con él en lugar de irme a trabajar...
    te sigo desde hace poco pero me encanta tu blog. Me hace reir y, a veces también, emocionarme. Si bien soy madre desde hace sólo 10 meses, me siento identificada,

    ResponderEliminar
  2. ¡genial! me lo voy a apuntar para los forofos del método Estivill, que se ponen de un pesadito. ¡te he dicho mil veces que prefiero levantarme, preparar bibe (o dejarlo ya preparado), darlo y volverme a acostar (aprox 15 min) que estar oyendo llorar a la niña 2 horas (y ¡sí, será marciana pero ha llorado durante una media de dos horas (mi aguante máximo) durante los 10 días que he intentado aplicar el dichoso método!). Si la que se levanta soy yo, no tu que tienes unos hijos perfectos y ya lo sabemos todos

    ResponderEliminar
  3. pues siento disentir, pero a mí Estivill y su libro me han salvado -de momento- mi matrimonio y mi ansiedad, porque lo he aplicado y ha funcionado muy bien, creo que el libro tiene razón en algo que es básico, igual que el niño tiene que aprender a comer con cuchara, que no es algo que a él le salga innato, pues muchos de ellos tampoco saben de forma innata dormirse solos, y es un gran favor que le haces a su vida el que aprenda a dormirse solo, con los elementos que tiene en la cuna, su osito, su mantita, su chupete, pero sin ti... mi vida cambió mucho cuando decidimos aplicar el método, cuando el crío tenía unos seis meses, al principio lloró durante una media hora, íbamos cada minuto o cada dos minutos, luego cada cinco minutos, pero al final se durmió agotado, yo no podía creer que se había dormido -mientras yo tenía un ataque de nervios-, al siguiente día lloró menos, y luego de vez en cuando ha reculado un poco -sobretodo porque en Navidades en casa de mi madre relajamos las costumbres y volvió a querer brazo para dormir- pero para él es genial meterse en la cuna y no tener un trauma por quedarse solo... eso sí, por el día no he conseguido aplicarlo y para las siestas le meto en la cuna dormido...

    ResponderEliminar
  4. Mi pediatra me recomendó leerlo con mi segundo hijo cuando un buen día metimos la pata hasta el fondo!! Se puso malito con amigdalitis y fiebre en vacaciones, tan sólo tenía 2 añitos y se nos ocurrió meterlo en nuestra cama para controlarle mejor la fiebre durante la noche y así estar más tranquilos, ya que estaba bastante mal. A partir de ese momento, y después de recuperarse, nunca más quería dormir solo en su cunita: catástrofe!! Siempre ha sido un niño de comer y dormir de maravilla, y a medianoche le dábamos su biberón con papilla de 3oo ml. y lo devoraba dormido, pero con hambre.
    Pues bien, aunque con mucha pena, hice caso a la pediatra y compré y leí el libro. Lo puse en práctica de inmediato pero sin dejar de demostrar a mi hijo que lo quiero con toda mi alma y que debía dormir solito. En cuestión de un par de días ya dormía plácidamente, sin llantos ni berrinches, y debo decir que nunca lloró a moco tendido durante "el proceso"... Aunque hay niños-y-niños y padres-y-padres.
    Tengo una amiga con una hija de 8 años que aún tiene que dormir a su niña, acostarse con ella hasta que se duerme, y el marido no pinta nada en casa: osea, que queda al margen. De ahí vienen los problemas de pareja y família revueltos. Pero allá cada uno/a con sus hijos y su casa, pero mi opinión es que las personas que piensan que Dr. Estivill no tiene sangre en las venas, deberían analizarse ellos mismos primero y en las evolución de sus hijos verán los resultados de dormirlos en brazos, en el cochecito, en vuestra misma cama... Nunca he querido ser esclava y esos padres se convierten en ello dejando de lado la pareja y descuidando su vida personal para después de unos años cuando esos niños crecen, son imposibles de controlar, consiguiendo todo lo que piden y a demanda, que es a lo que se les acostrumbró en su día: llorar+berrear=premio.
    Tengo tres hijos, y reconozco que la educación es difícil, pero nunca se debe abandonar por cansancio, ya que despues vienen los "efectos secundarios"...

    ResponderEliminar
  5. A mi me ha ido de coña el método Duermete Niño. SObre todo porque apliqué la parte de "bañar + cenar + dormir solo" sin siquiera pensar en que cuando todo eso falla hay que empezar con el cronómetro y con lo de que llore y tal... Cierto que este tipo de sistema germánico y centrado en un solo hijo es factible con el primero... Veremos que pasa con el segundo, si viene.
    Lo que está claro es que es fácil distinguir cuando tu hijo llora porque le pasa algo y te necesita. En ese caso nunca nunca nunca le dejaría llorar. Pero también digo que las pocas veces que mi hijo ha intentado hacerme el lio despues de pasar unos días en el hotel con spa País de las Maravillas de la casa de la abuela donde no hay horarios ni nada que se le parezca, le he dejado lloriqueando un minuto y, misteriosamente, cuando ha visto que no iba a por él se ha quedado como un cesto.
    Así te lo cuento :-)

    ResponderEliminar
  6. Creo que la historia del café con leche en el bar esta sacada de contexto e ironizada.

    ResponderEliminar
  7. Tengo dos hijos. a los dos aplique métdo estivill. Si se sufre pero en 10 15 días el niño aprendre a dormirse.

    Con la primera esperamos 6 meses y era inaguantable. Pasabas 30 minutos en brazos (que llega a tener rampa) hasta que se doría y cada vez que se despertaba otros 30 minutos más (se había acostumbrado a dormir en brazos).

    Los niños quieren rutinas y se acostrumbran a ellas depende de lo que queráis cada uno.

    Ahora la mayor tiene 4 años y es un encanto y el pequeño 1,5 y de momento todo bien.


    Los niños deben aprenderlo todo: eso incluye dormir, comer, lavarse.

    Anda que no saben desde pequeños que si lloran les coges en brazos, lo notas por el llorar. Si yo se que tiene hambre pues lo cogo y le doy bibe o si le duele algo, el lloro es diferente.

    Estivill sólo para cuando lloran por llorar.


    REPITO LO HE HECHO CON MI DOS HIJOS Y FUNCIONA!!!!

    ResponderEliminar
  8. hola!

    funciona!! y el mètodo de estivill, para comer bien , también, soy una fan de estivill!!!

    ResponderEliminar
  9. Bueniiiiiisimo, me ha encantado el chistecillo del Bar.
    Sobretodo porque este "doctor" nos intenta convencer de algo tan absurdo y cruel como es dejar a un niño solo en su habitacion llorando, y encima creer que es lo mejor para él. Dios mio!!!! Hemos perdido nuestro instinto natural para criar a nuestros niños???
    Desde luego cada uno educa y ama a los suyos de la mejor manera que sabe;pero este metodo es frío y no me merece ninguna confianza.
    En algunos paises como Reino Unido está prohibida su venta (que curioso...)

    ResponderEliminar
  10. Descubrí el método Estivill cuando mi hija mayor tenía casi 3 años y estaba al borde de la depresión debido a la impotencia que provoca ver a tu hija llorar noche trás noche sin motivo aparente. Mi hija tiene ahora 20 años y es una chica sana, independiente, con una gran autoestima y ningún trauma provocado por haber utilizado dicho método. Lo puse en práctica con mi 2a hija, a los 6 meses le ayudé a aprender a dormir..en unos 3 días dormía placidamente....sin haber tenido que sufrir en absoluto para ello.
    Doy las gracias al Dr.Estivill por su ayuda.

    ResponderEliminar

Compártelo