viernes, 3 de octubre de 2008

La crisis y los hijos

Leo en una revista francesa que es curioso cómo, a pesar de la crisis y de la falta de optimismo generalizada, los franceses se han lanzado a tener hijos y han superado incluso la barrera esa de los dos hijos por mujer, que es la que garantiza la renovación de la población y de la que estamos aún tan lejos en España con nuestro modesto 1,37. El autor lo justifica diciendo que, en época de crisis y de desánimo social, la gente busca consuelo y refugio en el ámbito privado. Lo llama concretamente, -cómo son los franceses para filosofar sobre todo- “la individualización de la felicidad”, vamos, que se montan la fiesta en casa.
Y mira tú que una, sin saberlo ni sospecharlo, forma parte de esa corriente existencial que individualiza la felicidad para hacer frente a la crisis. Mientras todo el país se preocupa del Euribor, de la subida del IPC, del paro, de la congelación de la venta de casas, de la crisis financiera mundial y de los depósitos bancarios, una se dedica a aumentar el número de compañeros de juegos para sus hijos y para ella misma. Total, que he recortado el artículo y desde que lo he leído ya estoy mas animada. Simple que es una. Claro que lo mío, aunque está mal que yo lo diga, tiene mucho más mérito que lo de los franceses porque yo, quitando los 2.500 euros que me darán cuando nazca la criatura -gracias de todas maneras, Zapatero-y los 100 que cobraré al mes durante tres años, no voy a ver tener ninguna otra ayuda, mientras que en Francia las ayudas fiscales y familiares suponen el 3% del PIB. Ahí es nada, así cualquiera. Vive la grandeur.

1 comentario:

  1. Pues esto parece que aquí en Francia se va acabar (concretamente las ayudas que se reciben actualmente si el padre o la madre deciden tomarse 3 años sin trabajar para ocuparse de la prole). Muchas "de nadas" Sarkozy. Yo que estaba tan contenta de haber venido a parir a este pais(y a vivir y a pagar impuestos que tela marinera)...! Mi gozo en un pozo. Un día de estos hago las maletas y me voy pa España.

    ResponderEliminar

Compártelo